Técnica del Batik

Técnica

El teñido por reservas consiste en teñir el tejido por medio de técnicas que preserven su color original en ciertas zonas. Implica la utilización de algún método (las reservas) para evitar que ciertas partes del tejido queden expuestas a los tintes, mientras otras sí lo están. Las reservas pueden ser de diferentes tipos: nudos o pliegues de la tela sobre sí misma, costuras... o algún tipo de sustancia, como la cera. (Por supuesto, los tipos de teñidos aquí descritos pueden realizarse también sobre otro tipo de tejidos distintos a la seda). El batik es el teñido por reservas de cera característico de África, pero también de India e Indonesia. El nombre procede de la palabra "ambatik" (dibujar y escribir). Consiste en "pintar" el diseño con cera, reservándolo así, y teñirlo posteriormente. Al retirar la cera, el dibujo queda en negativo, con un característico craquelado: las grietas que quedan en la cera al manipular el tejido dejan penetrar el tinte. A continuación se incluye un básico manual de pintura en seda correspondiente a la técnica del batik, que consiste en aplicar sucesivas capas de tinte y cera. La cera preserva el tejido de la absorción de las siguientes capas de tinte. Un acabado muy característico es el craquelado, resultante de quebrar la cera antes de aplicar una nueva tintada. Posteriormente se retira toda la cera y finalmente se fija el color. Esta técnica puede realizarse sobre otras fibras como el algodón.